Pensar en la muerte es algo que debemos hacer para que nuestros familiares conozcan cómo disponer de nuestros restos una vez que haya concluido la vida. Sabemos que es un tema difícil de abordar, sin embargo, es necesario tomar decisiones y una de ellas es ¿el cuerpo será inhumado o cremado?

Actualmente la mayoría elige la cremación que es la combustión de la materia orgánica hasta reducirla en cenizas. Este procedimiento ofrece ventajas como el hecho de no generar gastos de mantenimiento de una fosa, es más barata que la inhumación, permite que los restos sean guardados por la familia o esparcidos en donde el difunto lo haya solicitado y es aceptada por la mayoría de las religiones.

Por su parte, la inhumación es más costosa ya que requiere de un ataúd, el tiempo de descomposición del cuerpo es largo y libera potenciales contaminantes químicos, requiere de un espacio para la tumba el cual muchas veces tiene que ser comprado para evitar que pasado un tiempo saquen los restos y los envíen a la fosa común.

Independientemente de cuál sea tu decisión, en Funerales Montecristo ofrecemos diversos servicios funerarios, de entierro, venta de ataúdes, cremaciones y traslado de cuerpo, entre otros.

Con información de Tempus, La Vanguardia y Parque del Descanso.